24.11.15

sobre política e identidad

el muñón de scioli, como nunca lo viste
siempre que voy a votar me pregunto ¿le compraría un auto usado a este candidato? y me respondo que no, que no son confiables a ese nivel. entonces no los voto, anulo el voto. es lo que he venido haciendo toda mi vida. y lo hago con un principio claro, que es que confío en que si un utópico día los anulados llegamos a 10 o 15% de votantes los políticos se van a decir "uy, se dieron cuenta" y tal vez ese día algo EN EL SISTEMA cambie. no los nombres, sino el espíritu de un sistema que no solo admite la corrupción, la fomenta plenamente. porque tiene reglas hechas por los mismos que luego roban. en fin. este post fue escrito el 17/10, antes de cualquier acto eleccionario de los que en estos días habrá en mi querida argentina. y la razón real por la que lo redacto es cuestionarme qué utilidad tiene el brazo de goma que usa daniel scioli. no lo cuestiono a él, me chupa un huevo scioli. cuestiono su brazo de goma. si todos sabemos que el tipo es manco, que el brazo le falta, ¿por qué disimular? ¿por qué hacer de cuenta que hay algo cuando TODOS sabemos que no lo hay? me interesa saber qué inducción hay detrás de eso. porque un brazo ortopédico en un ciudadano de a pie pasa desapercibido, total nadie lo conoce, nadie sabe si ese brazo es real o no. de hecho, es posible que más del 50% de humanos que veo por la calle esté portando uno y yo ni cuenta. es posible, aunque no probable. pero en scioli, un tipo archiconocido y que se la pasa hablando modo autoayuda ON sobre el accidente que lo dejó manco, ¿qué función tiene esa simulación de cuerpo? ¿si mañana pierde un ojo se pone uno de vidrio? ¿si trágicamente comienza uno por uno a perder los componentes físicos de su cuerpo, daniel los va a ir sustituyendo por piezas de goma hasta ser un muñeco?
y eso me hace pensar en el concepto de identidad, cuando teseo mata al minotauro y vuelve a atenas en su viejo barco, la nave comienza a tener averías. y cuenta el mito que mientras navega, teseo la va arreglando sustituyendo las partes rotas por nuevas. para cuando llega a atenas la nave es la misma pero todos y cada uno de sus componentes es otro. es la misma nave pero es otra materia. borges haría infinidad de acotaciones, sobre todo rememorando su memorioso funes y ese peculiar lenguaje que el protagonista del cuento sugería, en el cual cada palabra referiría a una y sola una cosa en un sólo instante de la existencia. asimismo creo conveniente recordar que mudamos completamente de piel cada 2 semanas y cambiamos de esqueleto cada 10 años, pero sostenida en el cambio, la-cosa-que-somos se supone que no cambia. el sustento excipiente se mueve, el sustrato subyacente permanece.

20.11.15

creo en la música

la música reminiscente de dinosaur jr es algo que en realidad no sé si recomiendo. yo creo firmemente que estos tipos tienen la capacidad de enloquecerlo a uno. pero no de enloquecerlo de rabia, ira o pasión; sino de melancolía.  las guitarras filosas hacen muchos daño y van delante, detrás y en derredor de un bajo que te caga a trompadas y una batería incapaz de hacer silencio. no puedo explicar la sensación de "esto-no-puede-seguir-así" mezclada con "esto-ya-sigue-siguió-y-seguirá-así" que la música enhebrada por estos tipos me genera. les dejo 10, 12, 18 canciones que si algún día quieren pegarse un corchazo los van a ayudar (no sé si a terminar de pegárselo o a evitar hacerlo...)


  1. crumble
  2. it´s me
  3. lightning bulb
  4. i don´t wanna go there
  5. pieces
  6. plans
  7. said the people
  8. there´s no here
  9. ocean in the way
  10. forget it
  11. water
  12. don´t pretend you didn´t know
  13. watch the corners
  14. what was that
  15. goin home
  16. out there
  17. alone
  18. i´m insane

18.11.15

Cosmética médica

Representación exagerada
Aldous Huxley propuso en Brave New World la creación de una sustancia (Soma) que permitiría, facilitaría, la vida de las personas. No es que tenga fetiche con el libro, que menciono en un post cada 3 o 4 meses más o menos, es que es una de las fuentes que conozco, nada más. Otro libro que más o menos trató el tema de la sujeción de los estados de ánimo a algo más que la interacción química de nuestro cerebro fue ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, de Phillip Dick, en el libro Dick plantea la existencia de un aparato útil para programar estados de ánimo, decenas de situaciones de la cotideaneidad del libro transcurren con debates sobre qué estado de ánimo programar y por qué. Dick tiene la delicadeza de ser gracioso e incluir a mujeres que programan "histeria" durante media hora para tal o cual día, y cosas así.
Esta introducción viene a cuento de una sociedad mercantil y de consumo, como la actual, que ha comenzado a compartir el hábito de considerar los estados de ánimo como una mercancia más, sujeta a consumo.
La psiquiatría (del griego: curación del alma) ha dado híbridos muy eficaces, que pueden ser utilizados con gran utilidad como en el caso de las bases de litio para personas con trastorno bipolar, pero nos referimos a personas que tengan un diagnóstico médico que diga "usted tiene bipolaridad" (destaquemos lo de "tiene" y no cometamos el error de decir "es", lo cual sería algo así como la consagración de que una persona es lo que padece) y no nos estamos dirigiendo a chicos con cambios de humor y punto.
El hecho es que la psiquiatría es una herramienta muy útil cuando es bien utilizada, pero la psiquiatrización de la sociedad no es una buena forma de usarla. La medicación cosmética es una de las formas de psiquiatrización social que existe, todos conocemos gente que toma píldoras para dormir, píldoras para tener más energía, píldoras para estar más activo o de mejor humor, y así sucesivamente. Dificílmente conozcamos a una sola persona que tome todas esas pastillas, sería la consumación del idiota consumido por el "exprime-cabezas" ("headshrinker" es el anglicismo usado para referirse a los psiquiatras en EEUU). 
Usar medicamentos para estar mejor de lo que ya se está, psicopatologizar el estado de ánimo, es un comportamiento que además de atentar contra lo natural, puede ser síntoma de una enfermedad no diagnósticada. Aparece como algo completamente razonable que una persona con una mania perfeccionista completamente desbocada suponga que tiene que vivir felíz y dormir de 10 a 6 cada día, sin errar un minuto. Bien, las pastillas son útiles a estos fines, y la cosmetología emocional trata de eso, de hacer un reboque emotivo que se cae ante el mínimo rasqueteo, terminás siendo un SIM que obedece una serie de códigos preinsertados, en tu caso químicamente, en el caso de un SIM mediante HTLM. 
No estamos ante la pandemia que va a extinguir la raza humana, como algunos paranoides (no podemos evitar que los haya, supongo) nos quieren hacer creer, no es lo que dijo Huxley que era (todavía no, al menos) pero sí es una faceta que no tenemos que dejar de atender. 
Medio como de cotelei, sobrevuela todo esto, la forma en que los psiquiatras se han dedicado a recetar Ritalin a los niños. El grotesco diagnóstico de Tratorno de Déficit Atencional con Hiperactividad, que es un diagnóstico que carece de enfermedad, es puro síntoma. El TDA con H (así te lo ponen en la receta, como con vergüenza, un jeroglífico) es una "enfermedad" que sólo se diagnóstica viendo si un niño está nervioso. No hay un estudio médico que te diga "los valores de la hormona Diego Forlán son tales, entonces estamos ante un caso de TDA", lo que hay es un psiquiatra que mira si un niño está nervioso y que lo receta.
La droga que le recetan lo "cura", por supuesta, lo adormece y deja estúpido, porque es una sustancia pensada para eso, acá de nuevo lo mismo, no hay doctores encapuchados frotándose las manos a la voz de "estamos estupidizando niños" y luego soltando una risotada mortal y tenebrosa desde su laboratorio escondido en Alaska. Hay una profesión mal ejercida, hay psiquiatras que no curan el alma, la corrijen. Un niño puede estar nervioso o "hiperactivo" por millones de razones, pensemos en la violencia doméstica, pensemos en abusos físicos (no necesariamente sexuales, para no caer en el clisé mórbido), pensemos en bulling escolar, no sé, piensen en lo que quieran, pero tengan claro que empastillar un guacho es el último recurso, cuando siquiera es un recurso.
En fin, la idea de cosmética viene del griego, no por nada cosmética y cosmos tienen la misma raíz etimológica. Aristóteles decía que todo ser era "bueno, único, verdadero y bello", esas eran las cuatro coalidades del ser. Llama la atención lo de "bello", podríamos decirle a Aristóteles que está pasado de frívolo (no nos daría pelota, creo) pero el punto es que la belleza era parte del ideal del ser. Era tan importante la belleza que Kosmeín era palabra para lo bello pero también para lo universal. Este uso del Kosmeín trasciende incluso límites culturales, cuando los romanos se empapan de la cultura griega le dan una resignificación a su palabra "Mundi" que antes era usada para referirse a lo universal, y de ahí nace lo "Inmundo", lo que no es universal, lo que no es bello, lo que no tiene razón de ser.
La cosmética corrije las cosas que no tienen razón de ser, las cosas asquerosas y feas. La cosmética médica dice que hay estados de ánimo que no tienen razón de ser, avisenle a Van Gogh que era un pelotudo y se deprimía al pedo, todos sus cuadros son el fruto de su "no razón de ser", y podríamos nombrar a Edward Munch, Alfred Kubin, Escher y cuántos artistas ustedes quieran nombrar, lo que no es standard no tiene razón de ser.
 
Tenía pensado hacer un post breve, no pude... ¿habrá alguna pastilla que me ayude a hacerlo?

16.11.15

Cadáver exquisito


Para cuando el ambar sangre, las
gotas de jugo en el
piso, que se dobla, enrojece y raya cuando
repto gourmet
parece fatuo, como el ojo, como
aves papel
color de autopista incompleta, de 
cadáver de Juan de Garay en la
Avenida decrépita sin savia pero
fluyendo como un edificio
auto cuerpos defigurándose
ante cualquier duda consulta a su
médico pirómano ahogado en alcohol
blanco y negro, pero nunca en el
medio

confeccionado con Ædra

10.11.15

la extinción del macaco malayo

es así, miles de humanos se esfuerzan por detener la inexorable extinción de una especie de macaco malayo que vive en una reserva animal. y mientras esos humanos se esmeran en torcer el rumbo natural y forzar la subsistencia de una especie condenada, lo macacos ya aprendieron a fumar y eligieron la autoextinción para terminar con la paranoide mariconiada de los ecologistas pop. de hecho, esos monos no eran malayos, habían nacido en singapur así que el espacio que llenan con sus cuerpos pertenece formalmente a singapur. más loable que extinguirlos lentamente sería ejecutar a esos seres no muy concientes de estar existiendo, seguramente. eso y que sus últimas palabras sean un soliloquio de 12 horas sobre la vida de justin bieber, si es que tal cosa existe.

5.11.15

eso que se ama

se ama lo que falta, dijo platón.  no amo como incorporación, amo como retirada, como contracción (contra acción). mi amor es confianza en el conflicto y no pensar que te van a soltar. no pasa por encima sino que pide ser pasado por encima, pero no por masoquismo sino por convienza, por saber que no está en la naturaleza del ser amado el que me atropelle.

1.11.15

Ofertas de materia gris a 2x1

Bien, veremos fotos y un texto que nada tienen que ver entre sí. ahí voy.

Delante de la masa acrítica de seres vivos a los que les urge tener la última tecnología en lo que sea, delante de ellos hay un montón de aparatos nuevos e indescifrables esperando a por sus necesarios errores... eso de que a los porrasos se aprende se vuelve ley cuando de nuevas tecnologías se trata. Detallaremos el comportamiento de los seres humanos delante de las nuevas tecnologías, procederemos a realizar una breve taxonomía con sus correspondiente descripciones a la vez que, bueno, nos vamos a burlar un poco de lo estúpida que suele esta gente.

- El imbécil: No espera encontrar un manual en la caja de lo que acaba de comprar. En caso de encontrarlo no solo no lee el manual de instrucciones sino que directamente lo tira a la basura, o sí tiene una chimenea a mano lo quema. Cuando algo que quiere hacer le sale mal, comienza a insistir en su procedimiento incorrecto, y por lo general rudimentario. Tras quince o veinte intentos fallidos, El Sr Imbécil termina por convencerse de que evidentemente, como sus evidencia lo ha comprobado “este aparato de mierda vino roto”; acto seguido hace uso de su ágil estado mental para imaginarse conspiraciones de fabricas chinas que fabrican productos que se rompen rápido para que la gente tenga que comprar más y más. Luego recuerda que “Los productos de antes eran mejores” y si alguien osa en cuestionarlo, El Idiota puntualiza que su manera de hacer las cosas es la correcta y si tiene inconvenientes, es a consecuencia del mal funcionamiento del sistema, y de una conspiración mundial destinada al mal servicio y al consumismo.
- El obsesivo-compulsivo: No abrió la caja y ya pidió cinco veces el manual, al abrir la caja lo hace siguiendo los dibujos en la misma, en caso de no encontrarlos es capaz de llamar a atención al cliente para pedir instrucciones. Ni en el peor de sus días usaría un cuchillo o tijera para romper la cinta adhesiva que tiene la caja, eso se equipara a un crimen. Al abrir la caja se toma un par de minutos para estudiar frente a qué está parado. Luego comienza la inspección táctil con delicados movimientos de mano. Toma el olor de lo que tiene delante y si es necesario lo prueba. Quita el espumaplás que recubre el producto como si se trata de TNT que puede detonar en cualquier momento, luego sí, el leit motiv de su vida, buscar el manual. Al dar con el mismo se lo lee con la pasión de quien lee La tempestad. Se ha llegado a ver Obsesivos que se echan en un sofá con un whiski on the rocks en sus manos y un poco de Ludwig van Bethooven de fondo mientras memorizan cada comentario del manual. Se memorizan fechas de impresión, lugar de impresión y autores del manual. El manual se asemeja a la Constitución de la República para estos amables Sres.
La persona sigue minuciosamente el procedimiento que tiene el manual, sin saltarse de la raya y sin pasarse. Frecuentemente realiza preguntas como: "¿Pero esto no esta prohibido por el manual?" o incluso reclamos como “X cosa debería estar prohibida en el manual”.
- El normal: Sabe un poquito de esto y un poquito de lo otro, en resumen no sabe nada. Pero lo sabe todo. Medio como que se cree que se las sabe todas, se porta como un necio y arrogante pero se toma tiempo para ser educado por alguien que sí sepa del tema. Luego, cuando le demuestran que estaba equivocado hace comentarios excusándose de su ignorancia como “claro, vos esto lo estudiaste (así cualquiera)” o como “bastante logré hacer sin haber nunca tenido uno de estos”. El Normal conjetura posibilidades en su cerebro defectuoso, generalmente erra y piensa que enviando un e-mail a bill.gates.manya.capo.2001@microsoft.com pidiendo soporte técnico, el propio Bill lo va a llamar en menos de 2 hs. .

En la imagen: otra foto que nada tiene que ver con el post.

- El avanzado: Abrió la caja a las trompadas, está ansioso, sus ojos están inyectados de odio, se puede hasta decir que detesta lo que compró. Lee el manual al palo, pasa por encima de todo lo que no le parezca útil. No lee cosas como “¿Cómo encender su tostadora biónica?” porque le parecen cosas de bobos que no entienden nada sobre tecnología y tostadoras biónicas. Luego, paso a paso, empieza a salirse del manual y a investigar mas allá de lo que dice o dijo el propio inventor del tostador biónico. Rompe con los esquemas y sabe como hacer las cosas de (por lo menos) 2 maneras diferentes. Finalmente, lo último que rompe es el aparato. Trata de tostar un animal vivo por ejemplo (una araña por lo general) y le sale mal. Ante esa situación la decisión más habitual tomada el Sr Avanzado es echarle la culpa a la abuela o al hermanito chico. Que “como no entienden un carajo, meten mano y rompen todo... les dije que me dejen a mí, que yo sabía manejarlo”.
- El paranoico: El tipo compra enojado. Al hacer la compra hace comentarios como “esta sociedad me obliga a comprar una bombita de luz para estar a la moda con el consumismo y el capitalismo salvaje que nos depreda el alma.” Después de comprar se enoja por la forma en que el producto fue envasado, afirma que “después del precio que pagué” lo mínimo que podían hacer era colocar cuatro embalajes y llevarle el producto a su casa en una limousine. Tras eso imagina un complot mundial para dar mal servicio, igual que El Imbécil lo hacía. Abre el producto, está que vuela de calentura, y descubre que tiene que armar algo. Por ejemplo, si compró una PC descubre que vino el alargue para enchufar o que directamente vino desenchufada. Si compra una bombita descubre que vino sin el interruptor para colocar en la pared, o que la bombita vino sin estar enroscada a su toma respectiva. Y todo así, compra un tele y le molesta tener que tener que apretar Autoprogram en el control remoto (control con el que está enojado porque vino sin pilas) para que los canales aparezcan. El hecho es que Paranoico se descubre una vez más como víctima de una estafa consumista, generalmente pergeñada por corruptos y millonarios políticos capitalistas del partido que él no ha votado en las últimas elecciones, y termina jurando venganza a los gritos en el living de su casa producto de que la mencionada lamparita de luz vino sin interruptor para colocar en la pared.
El increíble: Es el último sujeto ha explorar en este fino análisis, y no es menos frecuente que los demás. Se trata de un tipo que después de comprar algo descubre no solo que no sabe usarlo sino que también descubre que nunca aprenderá a usarlo. Es entonces que, en compañía del Sr Paranoico, Increíble se presenta ante el local de compras para quejarse acusándolos de estafa en tentativa de homicidio. La charla en el local de ventas es algo así:
Cliente (C): Hola, buenos días, yo quería ver si podía cambiar un producto.
Vendedor (V): ¿tiene alguna falla?
C: Si, compre un producto en inglés y yo de inglés no caso una.

Paranoico irrumpe en escena y lanza una serie de crudas diatribas antiimperialistas sobre el vendedor (como todos sabemos es terrible imperialista, el vendedor) al tiempo que afirma que el producto vino en inglés porque nos están tratando de adoctrinar para matar nuestro idioma y hacernos hablar el idioma del imperio. De la misma forma en que Dora La Exploradora es muchísimo más que un dibujito infantil interactivo y bilingüe pues está destinado por el imperio para lavarle el cerebro a los ingenuos niños y hacer morir el idioma español.

Este tipo de reclamos no tienen solución puesto que se asemejan a una persona que se compra una bicicleta y luego se da cuenta que era paralítico. Puede ser muy doloroso, pero la estupidez propia no es motivo de cambio ante una empresa.



el cno del homo sapiens al homo videns



se ocupa del caracter iconoclasta de la cultura occidental, de la actual preponderancia de lo visible sobre lo abstracto.
asistimos a la transformación del homo sapiens, producto de la cultura escrita (y de la denominación linneica), en homo videns.
para el homo videns la palabra es remplazada por la imagen.
y apunta sartori, con particular intensidad sobre el valor de la televisión es esa video cultura, en esa cultura de la imagen
"una imagen vale más que mil palabras" es para sartori más un amenaza que un axioma.

"el video-niño se convierte en un adulto sordo de por vida a los estímulos de la lectura."

no existe un caracter integral, dentro del cual se incluye un sistema dentro de otro, y la TV en lugar de integrarse a la lectura, o bien la desintegra o bien la reintegra. la imagen por sí sola, emitida desde la caja boba, no tiene ningún tipo de significación. y la TV se encarga de direccionar las interpreaciones impidiendo otra forma de asumir la misma. de eso va sartori.
las distorsiones informativas más importantes son: las estadísticas y sus caprichosas conclusiones; y las entrevistas «casuales» dentro del circo del performing. se premia la excentricidad y se festeja el ataque y la agresividad.

La tesis de fondo es que si un hombre pierde la capacidad de abstracción es «eo ipso» incapaz de racionalidad y es, por tanto, un animal simbólico que ya no tiene capacidad para sostener y alimentar el mundo construído por el «homo sapiens».



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...